Saltar al contenido

Termómetros de cocina

Los mejores termómetros de cocina del mercado

El termómetro de cocina es uno de esos utensilios que han pasado progresivamente de las cocinas profesionales de los restaurantes hasta las cocinas domésticas. Este utensilio de fácil funcionamiento resulta muy útil para saber perfectamente el grado de cocción de cualquier alimento. Por eso, siempre se ha utilizado en ámbitos profesionales pero cada vez más se utiliza en todas las casas. Esto es porque con un simple vistazo no podemos saber si nuestra receta está bien cocinada. En cambio con el termómetro de cocina lo podemos saber con un simple gesto.

El termómetro es posiblemente la única forma de saber a qué temperatura se encuentra el interior de algún alimento. Esta información es totalmente útil para saber el grado de cocción ya que cada pieza de carne o pescado tiene un grosor distinto. Esto hace que el tiempo de cocción necesario sea diferente. Poniendo el termómetro sabremos dicho grado de cocción para que nuestra receta salga perfecta.

Hay termómetros de cocina con diferentes características y funciones que dependiendo de la utilidad que le vayamos a dar será más o menos conveniente. En esta página encontrarás todas estas diferentes alternativas y qué funciones son las más necesarias y útiles.

Aunque tenga un uso muy sencillo, hay una gran variedad de termómetros de cocina disponibles en el mercado. Por eso hemos confeccionado esta completa comparativa de los mejores termómetros de cocina. También encontrarás una guía de compra para ayudarte a elegir el más adecuado para tu cocina.

Los mejores termómetros de cocina del mercado

Aquí tienes un listado de los que consideramos son los mejores termómetros de cocina del mercado. Para seleccionarlos nos hemos fijado en las ofertas y descuentos disponibles, las opiniones de clientes y también qué características y funciones tienen. Así podemos determinar las mejores opciones para comprar el termómetro de cocina idea para cada persona.

El mejor termómetro de cocina por calidad-precio

Rebajas
ThermoPro TP02S Termómetro Cocina de Lectura Instantánea en 5 Segundos Termómetros Alimentos Digital con Sonda Larga para Carne Barbacoa Comida Liquidos Aceite Agua
  • Lectura ultrarrápida: El termómetro con sensor de alta precisión lee la temperatura en 3-6 segundos
  • Amplo rango: Termómetro de cocina con un rango de temperatura de -50° Celsius degree~ 300° Celsius degree , con una precisión de to ±0.5°Celsius degree; conmutable entre Celsius/Fahrenheit; perfecto para cocinar al exterior y en el interior, para la parrilla, barbacoa, etc.
  • Sonda larga: Termómetro para carne con una sonda de acero inoxidable de 13,5 centímetro y de grado alimenticio con punta desplegable para mostrar las temperaturas más rápido
  • Fácil de usar: Función de apagado automático después de 10 minutos para ahorrar batería y un diseño de termómetro portátil para la parrilla, perfecto para las barbacoas al exterior, el ahumador o la preparación de dulces.
  • Diseño inteligente: El diseño de la tapa es conveniente para guardar en el bolsillo y llevarlo a cualquier parte; El acero inoxidable 304 garantiza su seguridad durante el uso

ThermoPro nos trae un termómetro de cocina con una relación calidad precio realmente increíble. Se trata del modelo ThermoPro TP-02S.

Este modelo es completamente digital lo que nos proporciona una lectura más precisa de la temperatura y además resulta mucho más fácil de ver la temperatura. Además, es muy rápido ya que en unos pocos segundos el termómetro hará la lectura de la temperatura.

Dispone de un rango de temperaturas realmente amplio. Concretamente puede medir desde los 50 grados negativos hasta los 300 positivos. Así, independientemente de la receta o preparación que hagamos podremos conocer la temperatura exacta. Además, tiene una gran precisión de medio grado. Esto es una ventaja muy importante a tener en cuenta.

Para medir la temperatura tiene una sonda bastante larga de 13,5 cm. Gracias a esto, independientemente del grosor del alimento podremos medir la temperatura de su interior.

Otra función muy interesante es que el termómetro se apaga automáticamente tras 10 minutos para proporcionar más ahorro de batería.

El termómetro de cocina más rápido

Cocoda Termometro Cocina, Termometro Horno de Lectura Instantánea con Sonda Doble y Cable Largo, Termómetro Digital Cocina con Alarma y Retroiluminación LCD para Barbacoa, Parrilla, Horno, Petróleo
  • Sonda Doble Extra LargaDiseñado con sonda dual para medir el grado alimenticio: 1) la sonda de alambre de 6.5" se puede usar en el horno / parrilla / ahumador; 2) la sonda giratoria de 4.6" es para carne / líquido, los cables con malla de acero inoxidable de 40 "incorporados, ayudan a medir la temperatura del interior de una pieza de carne perfectamente en el horno o en las parrillas, y así evitar que ésta, se queme más.
  • Ultra Rápido & PrecisoEl termómetro posee lectura instantánea, éste toma la temperatura en 2-3s, con amplio rango de medición es -58℉ ~ 572℉ (-50℃ ~ 300℃), con una precisión de +/- 2℉ (+/- 1 ℃) entre -4℉ ~ 302℉ (-20℃ ~ 150℃). Con una brillante pantalla LCD retro iluminada, hace que se pueda leer fácilmente la temperatura, incluso en la oscuridad, perfecto para un pavo enorme, filetes, pan, mermelada, chocolate, barbacoa, leche caliente y agua de baño.
  • Ajuste de Alarma de TemperaturaPreestablezca su temperatura de comida preferida manualmente: 1) Presione brevemente la tecla ALARM SET; 2) Mantenga presionados los botones º C, º F / HOLD para aumentar / disminuir la temperatura; 3) Haga clic en ALARM SET nuevamente para finalizar la configuración. Después, este termómetro de parrilla inteligente emitirá un pitido para alertarlo cuando se alcance la temperatura que usted desea.
  • Muy Fácil de UsarAbra la sonda de rotación o enchufe la sonda de alambre en el enchufe lateral del aparato para encender el termómetro, doble o desenchufe las sondas para apagarlo; º C / º F conmutable a estos indistintamente, presionando la tecla C / F durante 2s; se apagará automáticamente tras 10 segundos de inactividad y siempre se guardarán los datos existentes (batería CR2032 de 3V incluida)
  • Almacenamiento FácilEl termómetro para alimentos con sonda es plegable, éste se pliega fácilmente y se puede bloquear en la base para su transporte; La parte posterior y el orificio magnéticos permiten un fácil almacenamiento en un armario o ganchos de cocina. (Notas: no deje el termómetro de plástico en un entorno de alta temperatura, como horno cerrado, sartén o parrilla después de leer la temperatura).

Otra de las características a tener en cuenta es la velocidad para medir la temperatura. Por eso el termómetro Cocoda DT-68A es uno de los mejores que podemos encontrar teniéndolo en cuenta.

Dispone de dos sondas según el uso que necesitemos. La primera sonda mide 6,5 pulgadas y sirve para utilizar en el horno. La otra sonda más pequeña se puede girar según nuestras necesidades y es ideal para la carne y también para líquidos.

Pero la gran ventaja es que en menos de tres segundos tendremos la medición de la temperatura totalmente precisa.

Este termómetro de cocina permite medir desde los -50 hasta los +300. Por eso es ideal para todo tipo de uso en la cocina. Además, su precisión es de tan solo un grado. Es decir, además de muy rápido, este termómetro es muy preciso.

Una característica muy destacable es la alarma con la que cuenta para que el propio termómetro nos avise cuando los alimentos alcancen la temperatura que hayamos seleccionado previamente. Esto hace que podamos dejar el termómetro en el horno y cuando alcance la temperatura perfecta, la alarma nos avisará.

El termómetro de cocina digital más completo

No products found.

Si buscas el termómetro de cocina que tenga más funciones y por lo tanto poder utilizarlo en todas tus recetas, te recomendamos este modelo de la marca Harbor.

Dispone de dos sondas para que puedas utilizar la más adecuada en función de las necesidades de cada preparación o receta que hagas. Incluso podemos medir dos alimentos o recetas al mismo tiempo con cada sonda.

Cuenta con una pantalla LCD para facilitar la lectura de toda la información de forma clara y precisa. Además tiene un rango de temperatura realmente amplio. El termómetro Harbor va desde los menos 10 grados hasta los 300 positivos.

Otra ventaja es que tiene un temporizador de 24 horas para que puedas dejar el termómetro con la receta el tiempo que necesites.

Sirve para todo tipo de alimentos. Ya sean carnes, pescados, postres o líquidos. Si quieres conocer todas sus funciones te recomendamos que consultes el manual de instrucciones del fabricante.

El mejor termómetro de cocina de horno

Kitchencraft Termómetro para horno 50ºC a 300ºC, Acero, Plateado, 4.3x6.6x8 cm, una unidad
  • Termómetro para horno
  • Fabricado en material de acero inoxidable
  • Apto para todos los hornos de gas y eléctricos, así como para cocinas de gas
  • No apto para su uso en microondas

También nos puede interesar comprar un termómetro de cocina especialmente diseñado para su uso en el horno. Es posiblemente el uso más importante para que nuestras recetas en el horno queden siempre perfectas.

El termómetro Kitchencraft Masterclass es ideal para horno. Por eso tiene un rango de temperatura que va desde los 50 hasta los 300 grados.

Su uso es realmente sencillo y fácil. Tan solo tendremos que ponerlo en el horno y en poco tiempo tendremos una lectura precisa de la temperatura.

Al ser diseñado para horno, es un termómetro muy resistente para una mayor durabilidad.

Guía de compra para elegir el mejor termómetro de cocina

Como habrás podido observar hay muchos tipos de termómetros de cocina con características muy diferentes. Esto puede hacer que elegir el más adecuado sea complicado. Por eso, a continuación encontrarás una guía de compra para elegir el mejor termómetro de cocina para tu hogar.

Ahora vamos a ver todas las características y funciones más importantes para que tengas toda la información para elegir y comprar el termómetro ideal para tu cocina.

¿Qué es y qué ventajas tiene el termómetro de cocina?

El termómetro de cocina es igual que cualquier otro termómetro doméstico pero con la peculiaridad de que está pensando para la cocina. Es decir, su rango de temperatura es mucho más amplio para poder medir altas temperaturas como las que se producen en el interior de un horno. De igual modo, su diseño y fabricación ha sido pensado para soportar estas altas temperaturas sin afectar al funcionamiento ni la estructura del utensilio.

Su principal función es medir e indicar la temperatura del interior de los alimentos. Es decir, cuando ponemos un pollo en el horno y seleccionamos la temperatura, el termostato del horno nos indica qué temperatura ha alcanzado. No obstante para poder medir qué temperatura hay en el interior del pollo, necesitaremos un termómetro de cocina. Así podremos saber cuando está cocinado y si está a la temperatura correcta.

También es muy importante conocer si puede haber bacterias en los alimentos. Todos los alimentos pueden albergarlas, pero para su proliferación necesitan unas ciertas temperaturas. Por este motivo disponer de un termómetro de cocina es una muy buena idea para saber si el alimento ha alcanzado la temperatura en la que las bacterias dejan de estar en los alimentos.

Pero sin lugar a dudas la principal ventaja es que nos permite conocer con todo detalle y precisión el punto de cocción idóneo en función de la receta que preparemos.

Tipos de termómetros de cocina

Básicamente se pueden encontrar termómetros en de distintos tipos en función de la lectura y en función del uso para el que ha sido diseñado.

Por lo que respecta a la lectura de la temperatura podemos encontrar los que son instantáneos y los digitales. Los que funcionan de forma instantánea funcionan como cualquier otro termómetro. Tan solo tendremos que pinchar el alimento y en unos segundos la aguja marcará la temperatura a la que se encuentra el alimento. Pero la contrapartida es que no sirven para poner dentro del horno.

En cuanto a los digitales, suelen tardar pocos segundos en indicar la temperatura. También son muy precisos y se pueden utilizar en el horno o en el congelador.

Pero hay otra distinción o tipo de termómetros de cocina en función del uso para el que haya sido diseñado.

Están los termómetros para horno. Este tipo de termómetros soportan altas temperaturas gracias a su fabricación y diseño que es capaz de mantenerse en perfecto estado incluso estando largos periodos dentro del horno. Nos aportan la ventaja de que podemos dejarlo en el trozo de alimento y podemos ir viendo la temperatura de su interior hasta que se alcance la más adecuada a la receta que se prepare en cada momento.

También hay termómetros láser. Este otro tipo se basa en una tecnología láser o infrarrojo que permite medir la temperatura de un objeto o alimento sin necesidad de estar en contacto físico con el alimento. Aunque son un poco más complejos en su uso, nos permiten medir los alimentos a distancia. Esto resulta muy práctico y útil en la cocina.

Aunque casi siempre se utilizan para medir grados y temperaturas de cocción, en ocasiones también nos interesa conocer la temperatura del alimento cuando está refrigerado. Ya sea en un frigorífico o en un congelador. Esto resulta muy útil para conocer si la congelación ha podido acabar con todas las bacterias de los alimentos. Por eso, podemos encontrar termómetros de cocina para refrigerador o congelador.

Usos de un termómetro de cocina

Realmente el uso de un termómetro de cocina es como el de cualquier otro tipo. Es decir, básicamente sirve para conocer la temperatura precisa a la que se encuentran los alimentos durante la cocción o la conservación.

Pero como hay varios tipos con funciones muy diferentes y usos distintos es importante saber para qué lo queremos y cuando lo vamos a utilizar para poder elegir el más adecuado a nuestra cocina.

Lo primero que tendremos que hacer es utilizar la sonda para introducirla en el alimento. Luego esperaremos a obtener la medida y determinar el punto de cocción idóneo. Pero habría que tener en cuenta el alimento, la temperatura, y qué queremos saber en cuanto a la congelación o al grado de cocción.

En cuanto a los alimentos en los que podemos medir la temperatura, lo podemos utilizar en prácticamente todos. Dependerá en gran medida del tipo de termómetro. Permite conocer la temperatura en líquidos como sopas o aceite, en carnes de todo tipo como pollo o ternera, pescados y básicamente en cualquier guiso o asado que estemos preparando.

Por lo que respecta a cómo medir o leer los datos dependerá del formato. Es decir, si es digital o analógico. Igualmente como hay varios tipos, es recomendable conocer las instrucciones del fabricante para saber todos los usos para los que fue diseñado cada modelo de termómetro de cocina.

Calibrar un termómetro de cocina

Un termómetro de cocina solo es útil cuando está bien calibrado. Es decir que mida con precisión la temperatura. De nada serviría si no fuese preciso o si ni siquiera se acerca a la temperatura correcta.

El proceso de calibración del termómetro es muy sencillo y se puede hacer de dos formas distintas. No obstante tendremos que seguir las instrucciones de cada fabricante y cada modelo para seguir los pasos adecuados.

El primer método de calibración es con agua helada. Para ello ponemos hielos en un recipiente y luego cubrirlo con agua para que todo quede a la misma temperatura. Es importante que el agua también esté fría para que no se funda todo el hielo. Luego sumergimos el termómetro en el agua sin tocar el recipiente y esperamos varios minutos. Pasados unos minutos cogeremos el termómetro y seleccionaremos 0 grados. Esto puede variar con cada modelo. Por eso tendremos que mirar cómo se hace en cada termómetro de cocina.

El otro sistema es con agua en ebullición. Para ello cogeremos un recipiente con agua y lo pondremos al fuego. Cuando empiece a hervir pondremos el termómetro en el interior y esperaremos unos cuantos minutos. Pasado este tiempo seleccionaremos 100 grados. También habrá que hacerlo como nos indique el fabricante en sus instrucciones.

Limpieza y mantenimiento del termómetro de cocina

Como con todos los utensilios de cocina la limpieza y el mantenimiento son muy importantes porque van a estar en contacto con los alimentos. Con el termómetro de cocina pasa igual. Pero la ventaja es que la limpieza y el mantenimiento son muy fáciles.

Para la limpieza, con agua y jabón tendremos suficiente. Lo importante es que quede completamente limpio de restos de alimentos. Es importante no sumergirlos completamente porque algunos no se pueden sumergir. En cuanto a la parte en la que leemos la temperatura es importante no mojarla. Para ello con un paño húmedo podemos limpiar todos los restos de alimentos y salpicaduras.

Con estos sencillos pasos el termómetro estará perfectamente limpio.

Rango de temperatura y unidades

Cada receta, preparación o plato que cocinamos tendrá una temperatura concreta que necesita alcanzar para conseguir los mejores resultados. Algunos se cocinan a bajas temperaturas y otros necesitan temperaturas de horno. Por eso, los mejores termómetros de temperatura tienen un amplio rango de temperatura.

Algunos modelos tienen más amplitud de rango que otros. Así pues conviene tener en cuenta el uso que vayamos a darle para comprar el más adecuado y que pueda medir la temperatura de nuestras recetas.

Por norma general la gran mayoría tienen un rango que va desde los 50 grados negativos hasta los 300 positivos. Esta temperatura de 300 grados es superior a la que consiguen la mayoría de hornos del mercado. Por eso es más que suficiente para todo tipo de recetas que preparemos.

Aunque en España utilizamos grados Celsius, la mayoría de termómetros de cocina también permiten conocer la medición en Fahrenheit.

Velocidad de medición y precisión

Si tenemos que poner el termómetro en el horno y no queremos perder temperatura y por lo tanto eficiencia energética, será conveniente que el termómetro haga una lectura lo más rápidamente posible.

Por eso, también es importante conocer cuánto tarda en dar la medición el termómetro. Algunos modelos tardan unos pocos segundos y otros necesitan un poco más de tiempo. En función del uso que vayamos a darle recomendamos elegir el que menos tarde.

Es igualmente necesario que sea preciso. Hoy en día la mayoría de modelos de termómetros de cocina del mercado tienen un rango de error de uno o dos grados. Así pues no es una variación notable y cualquiera nos puede servir para todas las recetas. Pero no recomendamos uno que tenga más de dos grados de error.

Longitud de la sonda

La sonda es la parte del termómetro que se introduce o sumerge en los alimentos o cocciones que hagamos. Es importante que tenga la longitud suficiente para alcanzar el interior del alimento. Por ejemplo si estamos cocinando un pavo entero en el horno, tendremos que introducir la sonda hasta su interior. Para ello necesitaremos una sonda que mida unos 10 centímetros.

También es conveniente que sea larga para evitar que podamos tocar el alimento o las paredes del horno al manipularlo.

En función de la receta podemos necesitar diferentes tipos de sondas. Algunos termómetros de cocina actuales tienen dos sondas para diferentes tipos de usos.

Última actualización el 2022-08-09 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados